Boquerón á Feira

¿Cercanía, naturalidad y profesionalidad para plasmar la esencia de tu boda? “Sí quiero” con Boquerón á Feira

Fotógrafos

Encontrar el fotógrafo de nuestra boda que sea capaz de representar quiénes somos, cómo nos sentimos, que nos transmitan tranquilidad y que consigan que seamos capaces de dejarnos llevar y disfrutar de nuestro día, es muy importante y por eso, cuando veamos fotos que nos enamoran, que nos entra ese pellizco dentro y pensamos que ojalá fuéramos nosotros los novios de esas fotos, entonces es porque hemos encontrado a los fotógrafos para nuestra boda.

Para la elección de nuestros fotógrafos es muy importante conocerlos y por ello, esta semana vamos a entrevistar a Nuria y Javier, una coruñesa y un malagueño que están detrás del objetivo de Boquerón á Feira.

Nuria quería ser pintora y estudió Escultura en A Coruña y Bellas Artes entre Pontevedra y Barcelona y Javier es publicista pero, tras conocerse en Barcelona, ambos encontraron el amor y su verdadera vocación ya que, tras una “bonita foto” en el Fotolog de Nuria, amistosas charlas y finalmente la quedada donde surgió el flechazo, también surgió esta perfecta ecuación de quiénes consiguen captar hasta los más pequeños detalles de tu boda para que siempre puedas recordarlos.

Nuria y Javier, ¿cómo nació “Boquerón á Feira” y cómo surgió este nombre tan original?

Corría el año 2014 y Nuria acababa de dejar su trabajo y la empresa de Javier estaba a punto de cerrar, por lo que perdió poco después el suyo. Sabíamos que queríamos irnos de Madrid, ciudad en la que vivíamos, y que queríamos montar algo por nuestra cuenta, ser nuestros propios jefes. Teníamos amigos fotoperiodistas que trabajaban fotografiando bodas y nos dimos cuenta de que era posible hacerlo sin perder nuestra mirada, ni nuestra forma de entender la fotografía. Al fin y al cabo seguía siendo contar historias, que es lo que desde que empezamos a hacer fotos nos interesaba. Un día tomándonos unas cañas en La Plaza de Chueca, empezamos un brainstorming de ideas para ver cuál podía ser nuestro nombre, una “tontería” llevó a la otra y al final Boquerón á Feira no nos pareció tan descabellado. Nos representaba a los dos, a Málaga y Galicia. El “Degustación Fotográfica” y las imágenes que compartimos ya valen por sí solas para que la gente vea que nos dedicamos a la fotografía.

Una de las cosas que más miedo nos da cuando elegimos a los fotógrafos de nuestra boda es que no sean capaces de captar todos los momentos y que no nos saquen con naturalidad, por eso, conocer a los novios es fundamental ¿cómo es el proceso con vuestras parejas desde que contactan con vosotros hasta que les entregáis las fotos de su boda?

Cuando las parejas contactan con nosotros les enviamos un email en el que hablamos un poco de quiénes somos y les mostramos todos los servicios que ofrecemos. Si están interesados concertamos una cita, si puede ser mejor en persona y sino (muchas parejas viven lejos y es imposible) hacemos una reunión por skype. Conocerse para nosotros es imprescindible, jamás hemos llegado a la boda de ninguna pareja sin haber hablado antes con ellos sea por el medio que sea. Tiene que haber feeling, tanto por su parte como por la nuestra, de ahí surgen las fotos espontáneas que ve la gente, de la confianza en nosotros y el vernos como un invitado más de su boda. Después de eso, una vez que nos contratan, nos gusta saber dónde transcurrirá cada momento de su boda, ver, si es posible, los lugares. Siempre que podemos vamos a verlos en persona, si no es posible, con fotos, para hacernos un esquema mental de todo. Es fundamental saber qué personas son las más importantes en ese día (si pueden enviarnos fotos, mejor), qué sorpresas sucederán, cómo transcurrirá todo. Una vez que tienes toda la información puedes dejar que las cosas sucedan, incluso las que no están planeadas, y estar atento para poder captarlas. En un plazo aproximado de 3 meses les entregamos, o bien en persona o por correo postal, el trabajo final tomándonos algo para celebrarlo. Por suerte, tenemos a día de hoy presentes en nuestras vidas personas que fueron parejas a las que les hicimos las fotos.

Aunque residís en Galicia, cubrís bodas por toda España, ¿cuáles son los sitios más bonitos donde habéis podido captar la esencia de cada pareja?

Tenemos la suerte de poder viajar a donde cualquier pareja tenga bien llevarnos. Hubo una boda que hicimos en Cabeza del Buey, un pueblo de Extremadura, que fue increíble. Era una finca privada con ermita incluida y las fotos de pareja las hicimos en donde tenían guardadas  las ovejas. La boda fue al lado de un árbol con un torii de madera, en honor al torii Miyajima, donde el novio le pidió la mano a la novia en Japón. También recordaremos siempre una que hicimos en una arrocería en A Lanzada, Pontevedra. El mar y la playa  estaban prácticamente al lado, era la noche de San Juan y fue maravilloso. La temporada pasada la abrimos con una boda en Finca Machoenia, un caserío del S. XVIII en Urrugne (Francia), con caballerizas como salón de bodas, muy diferente también a lo que estamos acostumbrados en Galicia. El Monasterio de Piedra en Nuévalos (Zaragoza) fue nuestro descubrimiento del año pasado. Un monasterio donde sólo permanecen en pie los muros y que parece sacado de un cuento. Y muchos otros que seguro nos dejamos en el tintero… las vistas del Palacio de la Riega, los espectaculares pazos que hay en Galicia, una finca privada con ermita en Ribadeo donde se divisaba la costa donde se encuentra la playa de las Catedrales, etc…

A Lanzada
A Lanzada
Cabeza del Buey
Cabeza del Buey
Finca Machoenia
Finca Machoenia
Monasterio de Piedra
Monasterio de Piedra

¿Cuáles son los momentos más divertidos que habéis vivido con los novios?

Pues desde que en plena ceremonia le traigan el ramo a la novia porque con las prisas se lo había dejado en el hotel, hasta las fiestas más originales con invitados de la boda con caretas de animales hechas con papel, o el baile de los amigos donde interpretan a los personajes de Dragon Ball. Que la pareja se marque un concierto al final de su boda, con canciones que les unen pero a las que les han cambiado la letra para adaptarla a sus vivencias juntos. Además de trabajar siempre tratamos de pasárnoslo bien, sentir lo que ellos sienten y meternos lo más profundamente en el meollo que podamos.

¿Y cuáles son los momentos más extraños o qué cosas más raras os han llegado a pedir algunos novios?

Por norma general no nos han pedido cosas muy raras, a lo mejor lo más raro podría ser que además de enviarnos fotos de sus familiares y amigos más cercanos (para que sepamos quiénes son el día de la boda) también nos han mandado alguna foto de alguna persona que preferían que no le hiciéramos muchas fotos. 

¿Qué consejos le daríais a quiénes se casan en los próximos meses y están buscando fotógrafos para su boda? 

Que pidan a los fotógrafos que les enseñen una boda entera, que no se queden en fotos sueltas de instagram. Ahí verán también cómo son capaces de cubrir todo el evento y su forma posterior de editarla. Nosotros entregamos mínimo 700 fotos y no sería de recibo que entregáramos tandas de 10 que fueran prácticamente la misma, esto es algo que aprendimos de nuestro profesor de Fotoperiodismo en el IEFC, editar bien es fundamental. También es importante que se fijen en la variedad de enfoques fotográficos, la luz, lo que les hace sentir lo que ven, si les emociona, si ven la belleza y si ese es el recuerdo que les gustaría ver en 10 años cuando vuelvan a verlas. Se puede tener más o menos cultura visual, pero lo importante es que no se dejen engañar por la decoración que ven en la boda, ni el vestido de la novia, ni el lugar de la ceremonia, lo importante a la hora de contratar a TU fotógrafo de bodas es ver como él o ella retrata todos estos elementos, no los elementos en sí. Un buen fotógrafo debería emocionarte aunque la boda fuera en el lugar más sencillo, con los mínimos recursos. Sacar la belleza de la cotidianidad es más difícil que hacerlo de celebraciones rimbombantes. También es importante que confíen en las personas a las que contratan, que se sientan cómodos con ellas.

Para terminar, ¿qué consejos le daríais a los futuros novios que están nerviosos por su boda y cómo les tranquilizaríais?

Les diríamos que se dejen llevar, que si llueve llueve, que si algo no sale exactamente como ellos quieren que no pasa nada, que lo fundamental son ellos dos y que lo que sienten el uno por el otro es lo que celebran ese día. Que no se comparen con lo que hayan visto en otras bodas, ni en Instagram, ni en Pinterest, que hagan SU boda y vivan cada minuto al 1000%, porque ese día pasa volando.

Boquerón á Feira
Boquerón á Feira
Boquerón á Feira
Boquerón á Feira
Boquerón á Feira
Boquerón á Feira
Boquerón á Feira