Lucía, la novia que está detrás de BodasCovid y que se hizo viral por su impresionante cola de cuatro metros
Lucía y Antonio - BodasCovid

Si hay una cuenta de Instagram que ha estado informando en todo momento de la situación que estábamos viviendo a causa del Covid y que ha hecho que no perdamos la ilusión por nuestro gran día, esa ha sido sin duda, @bodascovid.

¿Quién hay detrás de @bodascovid?

Detrás de esta preciosa cuenta nos encontramos a Lucía Morillo, una novia que, como muchas otras de nosotras, sufrió la pandemia en la organización de su boda y por ello, un día decidió crear una cuenta con el único fin de normalizar esta situación. Normalizar las mascarillas, animar a todos los novios, poder informarles de los aforos de una manera semanal y clara. ¡Y poder compartir las ideas y su positividad a cada uno de ellos!

Poquito a poco, la cuenta de Lucía empezaba a crecer y ella no se lo podía creer. Un día, le llegó su primer mensaje, nunca lo olvidará, una novia le escribía “mil millones de gracias, porque por tus mensajes he vuelto a organizar mi boda, con mucha ilusión y voy a por todas”, desde ese mismo instante, con ese simple mensaje, ya había merecido la pena esta cuenta.

Lucía nos comenta que, está siendo una de las experiencias más bonitas de su vida, la gente le da las gracias a ella pero, es ella la que siempre les responde con un gracias a ellos porque, también le dieron fuerzas para realizar su boda, porque hacían que cada día subiera y buscara con mucha ilusión toda la información que necesitaban y, porque cada día le sacaban una sonrisa e incluso, también, alguna que otra lágrima, nos confiesa.

“Es increíble lo que pueden llegar a dar las redes sociales utilizadas de una manera bonita y de corazón, el amor se siente y traspasa la pantalla de una manera increíble, sientes que conoces a las personas, la conexión es real, y muchas de las parejas que ya se han casado, las considero mis parejas, porque el camino ha sido largo y difícil y lo hemos recorrido juntos” afirma Lucía.

Como comentábamos al principio, Lucía ha sido una de las novias que se vio obligada a aplazar su boda a causa del Covid y es que, su primera fecha para casarse era el 5 de septiembre del 2020 pero, por motivos más que evidentes, tuvieron que aplazarla, sobre todo, por la salud de sus mayores, la vacuna aún no estaba lista y no querían asumir ese riesgo. Con mucho dolor y con todo organizado, decidieron posponer la boda al 12 de junio del 2021.

Lucía y Antonio tuvieron la suerte de poder mover con relativa facilidad tanto la Iglesia, como la Finca, Fotógrafos… todos tuvieron una gran empatía con ellos y con la situación que estábamos viviendo, porque la incertidumbre era lo peor en esos momentos.

Con mucho amor e ilusión, volvieron a organizar su gran día, cambiando detalles, haciendo a mano marca-copas, modificando las mesas, una y otra vez, dependiendo de las actualización de su comunidad, pero, no pasaba nada porque lo tenían muy claro, ¡IBAN A POR TODAS!

Y así fue, el día más bonito de sus vidas. Lucía nos comenta que “lo repetiría una y mil veces, no hay mascarilla que pudiese ocultar la felicidad de cada uno de los rostros allí presentes. Sólo pueden agradecer a todo el mundo cómo les transmitía su felicidad y amor, ¡gracias eternas!”.

Para su gran día, Lucía confió en su modisto, Pascual Tornero. El diseñador supo hacer realidad el vestido con el que Lucía siempre había soñado. La dificultad de la cola compuesta por 100 metros de organza de seda natural era increíble y realmente, una obra de arte.

Lucía lo tenía muy claro, sería ese, parando un año o dos, no quería cambiar absolutamente nada, ese vestido había sido diseñado por ella, lo dibujó con todo el amor del mundo sólo unos días después de que Antonio le pidiese matrimonio.

Todo el mundo al verla le preguntaba si pesaba mucho pero, ella asegura que no, la cola es súper volátil y la organza no pesa nada. Después de la ceremonia religiosa, Lucía se quitó dos metros de cola, dejándola más corta y cómoda. Para el baile, se quitó el resto de cola, quedando un vestido muy sencillo y elegante que le facilitaría estar más cómoda para darlo todo.

Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid
Lucía y Antonio - BodasCovid

A Lucía le gustaría dejarnos un mensaje a todas las novias que estamos organizando nuestra boda y es que “Sinceramente, creo que el mensaje que siempre le doy a las parejas y que seguiré dando, es que hagan lo que sienta, que cualquier decisión tomada por ellos será la correcta, que no hagan caso a los comentarios negativos, que disfruten cada segundo la boda pero también de la preparación de la misma, porque pasa volando. Y que el amor siempre gana. La vida ha cambiado, pero no se ha parado. Sigamos soñando”, afirma Lucía.

Lucía y Antonio - BodasCovid

Proveedores:

Vestido – Pascual Tornero.
Joyas – Joyería Mompó
Zapatos – LODI
Maquillaje y peluquería – Araceli Moreno
Finca – Finca Fuente Berrocal
Catering – Dalua Catering
Iluminación – Montesinos Iluminación
Fotografía – Velvet
Flores – Molina floristería

Otras publicaciones que te pueden interesar

Suscríbete a nuestra newsletter mensual y a nuestra revista

10 + 14 =