Viajar por España, un destino que tiene mucho que ofrecer

Viajar por España, un destino que tiene mucho que ofrecer

En caso de estar planificando un viaje a corto o largo plazo, que no solamente tenga lugares turísticos para visitar, sino que además sea un sitio con playas, montañas y elementos para relajarse, entonces España es el destino ideal. Es uno de los centros turísticos de Europa, una de las naciones más diversas y visualmente más impresionantes de todo el continente,

No solamente existen paisajes de lo más hermosos o pueblos preciosos que visitar, sino que además en España disponen de la mejor gastronomía. Además, el presupuesto que se necesita para viajar por España es mucho menos elevado que en cualquier otro país del mundo, motivo que sin duda debe aprovecharse. Existen no solamente idílicos entornos rurales, sino también una ajetreada vida urbana que lo convierten en un destino muy querido entre los viajeros. La música española que se escucha en cualquier bar o club también influye, ya que el ambiente de fiesta y alegría que tiene el país no se puede comparar con ningún otro lugar. España ofrece una cultura muy rica, festivales animados, playas o atracciones de fama mundial, acompañados de nombres tan famosos que honraron al país, como Pablo Picasso.

Viajar por España puede hacerse por aire, carretera o incluso por mar. Su ubicación en la parte suroeste de Europa es fantástica, y facilita mucho su llegada a extranjeros e incluso a sus propios habitantes. El país, además, es especialmente conocido por sus amplias playas de arena, así como por sus pueblos y ciudades históricas. Las principales, son Madrid y Barcelona, aunque también existen otros destinos imprescindibles como Bilbao, Andalucía, Pamplona, Valencia o sus islas Canarias y Baleares.

La mayor parte de los visitante suelen comenzar con la capital, conocida por sus numerosos museos, restaurantes y vida nocturna. Dentro de Madrid se pueden visitar maravillosos lugares como la Plaza de España, el Palacio Real o el Museo del Prado, mientras que en el caso de Barcelona se puede disfrutar de su arquitectura gótica, la Sagrada Familia y el museo dedicado a Pablo Picasso. Tampoco nadie debe perderse a Granada y su mundialmente conocido Palacio de la Alhambra, o Córdoba con su mezquita. Las Islas también son dignas de visitar, en especial Ibiza, conocida por sus increíbles playas, clubes y vida nocturna.

Muchos viajeros van a España por su cultura y tradiciones, así como sus excelentes vistas. El flamenco y la comida también son muy característicos de España, motivo por el cual se debe probar obligatoriamente cualquier plato típico o sus increíbles vinos.

España es un país con mucha diversidad culinaria, además de tener pequeños pueblos blancos, también tiene mucho contacto con la naturaleza. El estilo de vida español además es muy alegre, y contagiará a cualquier persona que se decida a hacer una visita. Sus habitantes son también muy amables y acogedores, y se podrá pasar un buen rato con ellos en cualquier fiesta o en cualquier otra actividad de ocio.

Disponen de múltiples clubs, restaurantes y cafeterías de manera que los turistas puedan también relajarse después de un ajetreado día de visita. Por supuesto, también están los lugares turísticos, de visión obligatoria para cualquier viajero, y gran cantidad de alternativas de desplazamiento dentro del propio país, ya sea en autobús, coche o incluso a pie. España tiene una infraestructura de gran calidad, es un país muy seguro para viajar, y sus precios son mucho más económicos que en otros lugares. Por esto y mucho más, este país no puede faltar en la agenda de nadie que se haya decidido a conocer mundo o a disfrutar de unas merecidas vacaciones.

Experiencias de lujo en Tenerife, un regalo para sorprender estas Navidades

Experiencias de lujo en Tenerife, un regalo para sorprender estas Navidades

El Hotel Botánico & The Oriental Spa Garden de Tenerife propone varias alternativas experienciales para vivir durante el próximo año.

Ya casi está aquí la Navidad y, aunque llega en un momento complicado, en el que las celebraciones van a ser algo atípicas, la ilusión y las ganas de sorprender se mantienen. Llega el momento de elegir regalos y cada vez es más común decantarse por las experiencias. Con ellas es más fácil acertar, son personalizables, pueden disfrutarse en compañía y, sin duda, se suelen valorar mucho más que un regalo físico. Además, con idea de empezar a compensar este año tan difícil y en el que no se ha podido viajar ni disfrutar del turismo en nuestro país, no hay nada como pensar en un viaje en buena compañía, aunque, eso sí, sin perder de vista la seguridad. Con todo esto en mente, desde el Hotel Botánico & The Oriental Spa Garden de Tenerife proponen varias alternativas experienciales para vivir durante el próximo año.

Estancias de excepción

Puestos a hacer un regalo memorable, lo mejor es apostar por la opción de sobresaliente y, en este caso, la categoría Cinco Estrellas Gran Lujo del hotel va a ser la que añada ese toque extraordinario a la experiencia. En el hotel cuidan al máximo cada detalle, ofreciendo un servicio excepcional, con infinidad de comodidades y una atmósfera única, además de contar con su propio entorno paradisiaco al estar rodeados de nada menos que 25.000m2 de jardines. Su localización en Puerto de la Cruz asegura un clima privilegiado, con una temperatura media anual de 23º y más de 3.000 horas de luz al año. Esto posibilita la realización de multitud de planes que normalmente serían impensables durante las estaciones más frías, como tomar el sol y darse un baño en la playa en pleno invierno, practicar deporte al aire libre durante todo el año o simplemente pasear olvidando el abrigo.

Relax y bienestar

Tras un año estresante y lleno de incertidumbre, esa persona especial merece relajarse y dejarse mimar, ¡sin duda! Y es que otro de los puntos fuertes del hotel, es el monumental spa que atesora en su interior. Ideal para regalar tratamientos de belleza y masajes relajantes, además de ofrecer diversas opciones para disfrutar en pareja. Considerando la situación actual, han incorporado a su oferta unos programas especiales post-COVID, diseñados para recuperar la calma y los buenos hábitos tras esta época complicada. The Oriental Spa Garden también ofrece una amplia zona de aguas interior y exterior, sauna japonesa, baño turco y una inspiradora pagoda de estilo tailandés para realizar masajes al aire libre, entre otros. Este spa ha sido galardonado en diversas ocasiones por medios especializados y publicaciones de prestigio. ¡Un lujo para los sentidos!

También cabría destacar su programa Slim & Wellness, capaz de conjugar vacaciones con una apetecible propuesta de adelgazamiento. A través del asesoramiento personalizado de su nutricionista, combinado con la exquisita cocina hipocalórica de su restaurante Slim, con algo de actividad física y la posibilidad de incluir tratamientos reductores del spa, se logran resultados considerables al tiempo que se disfruta de una idílica estancia.

Experiencias gastronómicas

¿A quién no le gusta disfrutar de un almuerzo o una cena especial? El hotel cuenta con una amplia oferta gastronómica, con cinco restaurantes especializados en diversos tipos de cocina. Con capacidad de sorprender hasta a los paladares más exigentes, destaca especialmente su restaurante The Oriental, con su alta cocina asiática que presta especial atención a los sabores tailandeses; el italiano Il Papagallo, con su espectacular terraza con vistas al mar y su elaboración de pasta fresca al estilo tradicional; y Brunelli’s, incluido en las opciones del hotel a pesar de no estar en su interior, un steakhouse especializado en carnes maduradas y con unas impresionantes vistas al Océano Atlántico, que, además, ha renovado recientemente el galardón al mejor asador de Canarias otorgado por Qué Bueno Canarias Heineken.

Bonos regalo

Los que aún no tengan clara la elección o la manera de confeccionar la combinación ideal, pueden dejarse inspirar por los bonos regalo de su tienda online. Cuentan con una cuidada selección de experiencias para parejas, packs de estancias y spa, gastronomía…

Tanto el hotel como el spa tienen prevista su reapertura para el próximo mes de febrero, momento en el que se podrá empezar a disfrutar de estas inolvidables experiencias. Durante este periodo de cierre, el Hotel Botánico ha aprovechado para llevar a cabo una puesta a punto de sus instalaciones y servicios, incluyendo, como no podía ser de otra forma, los nuevos protocolos de la actual normativa COVID-19, con el fin de ofrecer una experiencia cómoda y segura a sus futuros huéspedes.

Hotel Botánico & The Oriental Spa Garden – Miembro de the Leading Hotels of the World
De estilo clásico e inspiración oriental, el Hotel Botánico es un establecimiento de cinco estrellas Gran Lujo ubicado en Puerto de la Cruz, al norte de Tenerife. Dispone de unas fantásticas instalaciones de ocio y relax de primera clase para garantizar que la experiencia vacacional sea única y completa, entre las que destacan sus 252 amplias habitaciones, cuidadas con todo lujo de detalles, 3 piscinas exteriores, 25.000 m2 de preciosos jardines, en los que se encuentra un agradable lago con cisnes y 5 restaurantes con una amplia oferta gastronómica de la máxima calidad, además de 5 amplios salones preparados para la celebración de bodas, reuniones y congresos. Por último, y para disfrutar al completo de la estancia, el hotel ofrece su prestigioso The Oriental Spa Garden, con más de 3.500 m2 de superficie y la mejor tecnología y tratamientos, que han logrado que sea reconocido en numerosas ocasiones con diversos galardones, destacando el de mejor Spa de hotel Europa. Un escenario único para disfrutar del clima cálido de Tenerife a lo largo de todo el año, con una temperatura media de 23 grados que hace las delicias de los visitantes de la isla.

Experiencias de lujo en Tenerife
Experiencias de lujo en Tenerife
Experiencias de lujo en Tenerife
Conocemos los nuevos destinos de TUI para la mejor luna de miel en el 2021

Conocemos los nuevos destinos de TUI para la mejor luna de miel en el 2021

La pandemia no va a borrar la ilusión de disfrutar de uno de los días más importantes en la vida de una pareja. Las bodas continúan celebrándose. Con más o menos limitaciones, con algún que otro cambio, pero con el mismo espíritu de amor y emoción. Una temporada más, TUI acaba de publicar su nuevo catálogo, Novios 2021, con una amplia selección de programas y ventajas exclusivas especialmente diseñadas para los recién casados.

Como principal novedad en esta edición la mayorista ha incluido propuestas nacionales, en Baleares y Canarias, así como en la península, para quienes prefieran disfrutar de su gran viaje dentro de nuestras fronteras, pero sin perder la magia y la ilusión. Un portfolio de opciones adicional a la programación de media y larga distancia.

Además, ha mejorado los itinerarios y ha añadido nuevos circuitos en Italia, Grecia, Jordania, Malasia, Singapur y Vietnam. También, para esta temporada, ha bajado los precios en Tailandia, Indonesia, Filipinas, Japón, Vietnam, Kenia, Tanzania, Sudáfrica, Estados Unidos, Cuba, México, Costa Rica y Brasil.

A través de estas páginas TUI ofrece destinos representativos de los cinco continentes para que el futuro matrimonio pueda elegir el lugar del planeta dónde más le apetezca perderse. Playas idílicas para descansar y disfrutar de paisajes únicos, ciudades del mundo llenas de encanto y romanticismo, lugares donde poder adentrarse en la historia y en las tradiciones de otras culturas, o viajes de ensueño para los amantes de la naturaleza con excursiones increíbles, entre otras múltiples posibilidades.

TUI Novios ofrece ventajas y precios especiales en algunas compañías aéreas por volar con ellas en la luna de miel, así como obsequios y descuentos en muchos de los hoteles ofertados e incluidos en la programación.

Tampoco hay que olvidar las coberturas por COVID-19 en los seguros opcionales de asistencia y anulación. Una fórmula para que los clientes viajen de forma tranquila y estén protegidos antes de la salida y en destino.

Turismo sin aglomeraciones. Monumentos y ciudades en la nueva normalidad

Turismo sin aglomeraciones. Monumentos y ciudades en la nueva normalidad

La pandemia del coronavirus ha supuesto un mazazo para el sector turístico, especialmente tras haberse confirmado la temida segunda ola cuando ni siquiera había terminado el verano más atípico que se recuerda. Los confinamientos locales, los cierres de frontera o los PCR se han convertido en conceptos habituales para aquellos que han viajado estos meses, ya sea de forma nacional (o incluso local) o internacional.

Así, esta situación ha provocado que muchos monumentos y ciudades eminentemente turísticas se encuentren en cifras muy bajas de visitantes. Más allá del gran descenso en el flujo de viajeros, la inmensa mayoría de los puntos de interés turísticos se han visto obligados a reducir sus aforos para mantener el distanciamiento social entre sus visitantes, en algunos casos hasta en más de un 75%.

Los más optimistas siempre mencionan que dentro de cada crisis existe una gran oportunidad, y la mayor es, en esta ocasión, para todos los turistas amantes de la cultura ya que podrán visitar algunos de los lugares más demandados y habitualmente llenos de visitantes de una forma totalmente: tranquilos, sin prisas y sin aglomeraciones.

1. La Alhambra de Granada

La Alhambra, uno de los tres monumentos más visitados de España, contaba hasta ahora con un límite de 2.763.500 visitantes por año (es decir, unos 7.600 turistas por día) dada su condición de Patrimonio de la Humanidad.

Ahora mismo los límites establecen un máximo de 1.000 visitantes por día… ¡Y muchas veces ni siquiera se completa el aforo!

2. Venecia y sus canales

Venecia, llamada en muchas ocasiones “ciudad-museo”, es probablemente una de las ciudades en la que el turismo tiene un mayor impacto a todos los niveles.

Si algo han criticado en los últimos años los más exigentes de la Serenissima han sido las aglomeraciones de gente en las callejuelas y canales de un centro histórico único en el mundo, algo que no está ocurriendo este año y que permite a los visitantes de Venecia disfrutar de todo de una forma plena y sosegada.

3. Las Pirámides y los templos de Egipto

Para muchas personas visitar Egipto es uno de sus grandes sueños viajeros, y quedaba patente al ver las riadas de turistas admirando las Pirámides de Giza o los templos del Valle de los Reyes.

Lamentablemente, la tierra de los faraones también sufre las consecuencias de la situación epidemiológica mundial y, en estos meses, los visitantes se han reducido a cotas históricas.

No obstante, aquellos que se han atrevido (o han podido) a viajar a El Cairo, Lúxor o Asuán, se han encontrado con un auténtico regalo: el legado del Antiguo Egipto para ellos solos (o casi).

4. La Sagrada Familia de Barcelona

La basílica ideada por Antonio Gaudí inició su particular desescalada el pasado 4 de julio, cuando abrió sus puertas solo a profesionales de la salud, agentes de los cuerpos de seguridad de Barcelona y miembros de entidades sociales.

Más tarde, fueron los ciudadanos empadronados en Barcelona quienes pudieron visitar la Sagrada Familia, dejando a los turistas al margen hasta finales de julio, algo que ha permitido a muchos poder ver el templo por primera vez.

A día de hoy, la Sagrada Familia se puede visitar tan solo los fines de semana, con un horario y aforo reducido. De ahí el interés de visitarlo casi como si de una cita privada se tratara al reservar previamente.

5. La Fontana de Trevi en Roma

La fuente más visitada y fotografiada del planeta vive un momento único: apenas la rodean una decena de turistas frente a los cientos habituales.

Sí, algunos turistas continúan haciéndose fotos frente a esta obra de arte del Barroco y lanzando monedas a sus aguas, pero la Fontana de Trevi nunca ha estado tan vacía como lo está en estos meses (ni la propia Roma).

6. La Torre Eiffel de París

Tras casi cuatro meses de parón obligado, la torre más famosa del mundo reabrió sus puertas el pasado 25 de junio. Desde entonces, el monumento más visitado de Francia ha continuado llamando la atención de todo aquel que admiraba su inconfundible silueta al llegar al a capital francesa, pero han sido pocos los que se han animado a subir a lo alto de la Torre Eiffel.

Una vez en la parte más alta, la consabida distancia de seguridad permite a los visitantes vivir una experiencia única y casi VIP, gozando de la impresionante vista panorámica de París sin nadie que les moleste.

7. El Puente de Carlos en Praga

En cualquier época del año y prácticamente a cualquier hora (sí, incluso al amanecer), los más de 500 metros del Puente de Carlos se encuentran atestados de turistas en busca de una de las estampas más icónicas de Praga y su río Vltava.

Hacer una foto sin apenas turistas que se crucen es ahora posible, e incluso disfrutar con calma de sus treinta esculturas esas que han puesto en uno de los destinos más famosos a la capital de la República Checa.

Su reloj astronómico nunca antes tuvo tan pocos ojos para ver su baile.

8. El Museo del Prado de Madrid

Ya, antes de las últimas restricciones establecidas el pasado 2 de octubre, Madrid era una ciudad que nada tenía que ver con la Madrid previa al coronavirus, al menos en cuanto a turismo se refiere.

La capital de España recibía millones de turistas cada año, y de ellos, un gran porcentaje buscaban visitar el Museo del Prado, una de las pinacotecas más importantes de todo el mundo.

A día de hoy, la falta de turistas y los límites de aforo del museo permiten a quien quiera disfrutar de obras maestras como El jardín de las delicias de El Bosco o Las Meninas de Velázquez de una visita guiada por el Museo del Prado prácticamente privada, sin necesidad de tener que pagar precios desorbitados ni de esperar largas colas en el Paseo del Prado.

9. Las islas griegas más turísticas

Hablar de Mykonos o Santorini es hablar de calles, playas, restaurantes y bares llenos hasta la bandera, especialmente en los meses estivales (o incluso en otoño, dadas sus agradables temperaturas).

Las restricciones de movilidad internacional han permitido a estas islas griegas, y a muchas otras, regresar a la calma habitual en la que vivían antes de ponerse de moda por sus muchísimos atractivos. Un atardecer tranquilo, único e inolvidable vuelve a ser posible en Mykonos.

10. Las termas de Budapest

Budapest es una ciudad termal y, por tanto, una de sus principales atracciones turísticas son sus relajantes spas, como el Balneario Széchenyi o el Balneario Géllert.

Pero no era tan sencillo conseguir el relax cuando se compartía piscina con decenas de turistas.

Quienes se han animado a visitar la capital húngara en esta nueva normalidad se han encontrado con la oportunidad única de relajarse en una placentera y casi total soledad.

DESCÁRGATE GRATIS LA REVISTA OLYMPIA STYLE AQUÍ

10 cosas únicas para hacer en Vietnam

10 cosas únicas para hacer en Vietnam

Para sacar el máximo partido a la estancia en Vietnam, Viajareavietnam nos recomienda 10 pasos a seguir para que el viaje sea lo mas placentero posible .

Viajar a Vietnam y recorrer las mejores playas y paisajes del esta hermosos país oriental en 10 pasos.

10. Ver el amanecer en Mui Dien en vez de en Halong Bay

La bahía de Halong es una de las más bellas atracciones turísticas de Vietnam, y por eso se debería visitar Mui Dien esta vez. Hay muchas posibilidades de que sea una gran sorpresa debido a la superpoblación. Mui Dien tiene un faro centrado en el corazón de sus escarpadas costas desde donde se puede ver ver el mejor amanecer de la historia.

9. Mientras que Phong Nha-Ke Bang grita belleza, Tam Coc es más sutil al respecto

Phong Nha-Ke Bang no abandonará los titulares de los periódicos mientras la cueva de Son Doong siga siendo la cueva natural más grande del mundo. Visitar Phong Nha-Ke Bang es una de las primeras cosas que se hacen en Vietnam.

Tam Coc tiene voz y voto, porque está rodeado de hermosas montañas y exuberantes verdes a ambos lados, lo que permite el perfecto recorrido en barco.
Es el mejor lugar para visitar cerca de Hanoi al quedarse queda allí.

8. Subir a la montaña Bach Moc Luong Tu

Las Montañas de Mármol son una impresionante cadena alpina en Da Nang-te donde se encuentran fáciles caminatas a las cuevas y estatuas de mármol en la cima. El lugar tiende a estar lleno de gente y no es para excursionistas experimentados. Si hay un lugar que aún no se ve afectado por la contaminación, las multitudes, y también ofrece experiencias inolvidables de senderismo, ese es la montaña Bach Moc Luong Tu.

7. Navegación en kayak en el lago Ba Be

Justamente llamado como la «Perla del Noreste de Vietnam», el lago Ba Be es un puro placer para los ojos y un alma amante de la naturaleza. Excursiones al lago nacional de Ba Be, ruta en kayak en los árboles de moras intensamente aromáticos y viaje con un té fuerte a uno de los pueblos locales cercanos.

6. Excursión de un día a las cascadas de Ban Gioc

Situadas en el río Quay Son, las cascadas Ban Gioc son una impresionante atracción natural en Vietnam. Se trata de un lugar para visitar cerca de Hanoi para escapadas cortas, Ban Gioc es una elección perfecta.

5. Subirse a una moto y descubrir el Leh Ladakh de Ha Giang-Vietnam

El paso de Ma Pi Leng es un rompecorazones oficial de los entusiastas de los viajes por carretera. Se alquila una moto, se cubre el impresionante sendero que se extiende entre Dong Van y Meo Vac, mientras se observan los irresistibles lugares donde se debe detener.

4. Valle de Muong Thanh

Caminar por el valle de Muong Thanh es una de las mejores cosas que se pueden hacer en Sapa. Pero jau que prepararse para explorar lo que hay más allá y Sapa revela atracciones no turísticas. Se puede descubrir las numerosas aldeas tribales cercanas, recorrer el paso de Tram Ton y terminar el viaje con una visita a la cueva de las hadas.

3. Visitar la isla de Ly Son

La isla de Ly Son es todo sobre playas prístinas enmarcadas por idílicas formaciones rocosas. Si hay planes de pasar tiempo en solitario, lejos del ajetreo de las ciudades de Vietnam, hay una escapada a esta exótica isla.

2. Festival del Amor Khau Vai

Vietnam es popular por sus tradiciones milenarias y su vibrante cultura. La asistencia a un festival tradicional, preferiblemente en una de sus aldeas tribales es maravilloso. Descubrimiento de la cocina local, cómo celebran los vietnamitas y, en pocas palabras, cómo viven los locales la vida. El mercado del amor de Khau Vai es uno de esos lugares únicos para visitar en Vietnam, el festival está dedicado a los amantes que no pudieron reunirse en matrimonio.

1. Comida típica Pho

Pho es un plato absolutamente delicioso que se debería comer en el viaje a Vietnam.

¿Te gustaría incluir alguna recomendación más? ¡Envíanosla!

El Patrimonio Natural de la Red Medieval invita a respirar en medio de la historia

El Patrimonio Natural de la Red Medieval invita a respirar en medio de la historia

Las localidades que integran la Red de Ciudades y Villas Medievales se ciñen a un mismo perfil. Son municipios de pequeño tamaño -ninguna de ellas supera los 15.000 habitantes-, con una singular hermosura monumental, que hace de sus edificios y calles auténticos museos medievales que transportan al viajero a otra época. Pero además, todas ellas combinan su belleza arquitectónica con increíbles espacios naturales, cada uno con una personalidad peculiar que le imprime un carácter único.

Hondarribia está enclavada junto al estuario del Bidasoa. Rodeada de montañas, costa y marismas, además de la belleza de sus angostas calles adoquinadas, cuenta con unas vistas impresionantes a un entorno natural incomparable.

Con una extensión de más de 70 hectáreas, las marismas de Jaizubia, conforman un valioso humedal, de reconocido valor ecológico a los pies de la ciudad medieval. Por otro lado, el monte Jaizkibel se abre ante el caminante para permitirle descubrir un universo de gran riqueza geológica, en el que se pueden encontrar monumentos megalíticos (dólmenes y cromlechs), teniendo al mar como compañía constante. Así mismo, Hondarribia cuenta con una playa de fina arena en un entorno tranquilo, seguro y accesible.

Laguardia es una villa amurallada situada en un altozano entre la Sierra de Cantabria y el Valle del Ebro, en el centro de la Rioja Alavesa, conocida por la riqueza y calidad de sus vinos. Dentro de su entorno natural destaca un complejo lagunar formado por cuatro lagunas, que se divisan desde la ciudad. Un Biotopo protegido con dos lagunas temporales endorreicas, Carralogroño y Carravalseca, de origen y funcionamiento natural. La tercera, el Prao de la Paul, es un pequeño embalse artificial creado sobre una antigua zona encharcada. Y la cuarta laguna, llamada Musco, está en fase de recuperación ya que se desecó hace años para cultivo. Estas zonas húmedas constituyen ecosistemas privilegiados por la riqueza y diversidad de las formas de vida que las habitan.

Estella-Lizarra es una ciudad medieval de marcado carácter multicultural, por la que discurren el Camino de Santiago y los Caminos de Sefarad. Situada entre la montaña y la ribera de la Navarra occidental, se asienta en un gran meandro del rio Ega, el cual se abre paso entre las montañas que la rodean, por lo que es conocida como “La ciudad del Ega”.

La ciudad está situada junto al parque natural de la sierra de Urbasa-Andía que ofrece gran cantidad de bellísimos recursos naturales. 21.000 hectáreas de hayedos, pastos de montaña, un subsuelo lleno de simas y galerías subterráneas y numerosos ríos llenos de vida, algunos tan emblemáticos como el Urederra, cuyo nacimiento, “el nacedero de Urederra”, es uno de los parajes más bellos de Navarra.

La ruta del Zumaque parte de Estella-Lizarra, concretamente desde el puente de la cárcel o más conocido como puente picudo. El recorrido circular permite conocer los alrededores de la ciudad, pasando por los restos de la ermita de San Lorenzo, San Millán (670m), la cruz de Peñaguda (570m), la Basílica de Nuestra Señora del Puy, Santa Bárbara (565m), la Cruz de los Castillos (466m) y finalmente se vuelvec a llegar al puente de la Cárcel, punto de inicio y final de la ruta. A lo largo de la ruta se puede observar la planta del zumaque, que en otoño alcanza su color rojizo más característico, transformando el paisaje por completo.

Almazán, “El Forticado”, villa soriana amurallada, está situada en un hermoso paraje rodeado de colinas y bañada por el rio Duero. En lo alto del pueblo se encuentra el Parque de El Cinto, este sendero contiene los restos de un antiguo vía crucis y desde la altura que regala su relieve se pueden contemplar los tesoros arquitectónicos de la villa.

En la parte baja, cruzando el rio desde el casco antiguo se accede al Parque de La Arboleda y el Duero, un precioso espacio natural donde disfrutar de tiempo de ocio entre chopos, álamos, saucos y fresnos, en un paseo por la ribera del Duero, repleto de aves y que cuenta con un mueso de esculturas al aire libre, perfecto para disfrutar del arte en un entorno natural que enamora en cualquier estación del año.

Sigüenza, “Ciudad del Doncel”, está enclavada en el valle del Henares, que nace en Horna, una de sus veintiocho pedanías, las cuales ocultan increíbles tesoros arquitectónicos, como la Iglesia de Carabias o la muralla de Palazuelos, y naturales, como las cuevas de Olmedillas. Entre sus recursos naturales destaca un extenso pinar que une la ciudad medieval con Guijosa, Cubillas y Barbatona. Al sur de Sigüenza se encuentra el parque natural del Barranco del Rio Dulce, que se puede disfrutar paseando por las rutas que recorren la vega del río entre La Cabrera y Pelegrina, donde Félix Rodríguez de la Fuente grabó parte de su serie “El hombre y la tierra”. Como contrapunto, al norte, se encuentra el Río Salado, con parajes singulares como las salinas de Imón o el embalse de El Atance.

Manzanares El Real alberga una de las fortalezas medievales mejor conservadas de España. Situado en pleno Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, al pie de La Pedriza, en un entorno natural Reserva de la Biosfera, ofrece uno de los paisajes más bellos de la Comunidad de Madrid. En un marco natural incomparable, Manzanares ofrece paisajes de belleza inigualable en sus tres vertientes, de montaña, río y pantano. La cuenca alta del río Manzanares excava valles y barrancos en las montañas que rodean la ciudad, y va recogiendo las aguas de los arroyos que le nutren hasta su llegada al espectacular Embalse de El Pardo. En el recorrido de las aguas desde la cima de las montañas hasta el embalse se puede descubrir una gran diversidad tanto de aves como de especies arbóreas.

Consuegra, sus emblemáticos molinos de viento y su castillo medieval, en el corazón de La Mancha, la convierten un lugar ideal donde disfrutar de unas inigualables puestas de sol. Su ubicación, entre dos comarcas naturales claramente diferenciadas, le otorga un potencial paisajístico muy interesante. Al noreste está la comarca natural de La Mancha, una planicie a 700 metros de altitud, con un paisaje de tierras cultivadas vertebradas por una singular red de caminos rurales. Al suroeste se encuentran los Montes de Toledo, zona contrapuesta a la anterior no solo por su orografía sino también por la mezcla de áreas ganaderas con sotobosque, dehesas de encinar y maquis mediterráneo, pino y jara, toda ella salpicada de caseríos aislados.

Ciudad Rodrigo, baluarte medieval junto a la Sierra de Gata, cuenta dentro de la ciudad con más de 10 km de parques urbanos y paseos junto al río Águeda.

Dividiendo el término municipal de este a oeste, se extiende una cadena de sierras que unen los parques naturales de Las Batuecas-Sierra de Francia y Arribes del Duero. Estas sierras dan cobijo a mamíferos mediterráneos muy escasos en el resto de Castilla y León, como el lince ibérico o el meloncillo.

Junto a los márgenes del río Águeda, a unos 15 km aguas abajo, se encuentra el Parque Arqueológico del Valle del Côa, singular zona arqueológica declarada Patrimonio Mundial en 2010.

Jerez de los Caballeros, ciudad medieval singular por el color blanco de sus casas, se alza dominando la Vega del rio Ardila, para disfrutar de la vista de sus espectaculares dehesas, en las estribaciones de Sierra Morena. Situado en el extremo suroccidental de la provincia de Badajoz, es indiscutible la gran belleza que posee su entorno natural. Las dehesas con predominio de alcornoques frente a las encinas, se extienden por un terreno ondulado formado por montes y sierras que dan lugar a paisajes que contrastan con las tierras de cultivo ubicadas en los llanos y los humedales. Su orografía hace de la zona un lugar ideal para practicar deportes al aire libre, especialmente senderismo. Hasta doce son las rutas que se pueden recorrer disfrutando de la fauna y la flora del lugar.

Olivenza, ciudad amurallada de origen templario, eterna frontera entre España y Portugal, está bañada por las aguas del Guadiana, que dan vida al Alqueva, el mayor lago artificial de Europa. En el entorno natural de la villa, destacan especialmente la Sierra de Alor, la dehesa, áreas fluviales como la ribera de San Francisco y San Rafael o el entorno de Piedra Aguda, que alberga interesantes especies animales y vegetales. Pero sin duda su mayor exponente es el Parque Temático Natural de Alqueva. Se trata de un lugar único, ideal para la práctica de deportes acuáticos como piragüismo, kayak, rutas y paseos en barco, vela, waterball y pesca, en un espacio de gran belleza paisajística.

Marvão, hermosa villa medieval portuguesa, está situada en lo alto de una colina dentro del parque natural de la sierra de Sao Mamede, la cadena montañosa más elevada de Portugal, al sur del Tajo. Zona de contrastes entre sus crestas y el resto del paisaje de la región del Alentejo, con dehesas prácticamente llanas de encinas y alcornoques, Marvão goza de unas vistas impresionantes de la sierra de Sao Mamede. Dominando el valle de río Sever, con laderas rebosantes de robles y castaños, desde su posición se puede contemplar por un lado gran parte de Portugal y por otro buena parte de Extremadura. A los pies de la villa, entre los dos puentes del Sever, se encuentra una piscina fluvial de aguas cristalinas y temperatura ideal desde la que disfrutar de una panorámica excepcional de la muralla que rodea la localidad.

DESCÁRGATE GRATIS LA REVISTA OLYMPIA STYLE AQUÍ